Asegura el Papa sentirse feliz de oficiar misa en La Habana


“Siento una gran alegría de encontrarme hoy entre ustedes y presidir esta Santa Misa”.- aseguró el Papa Benedicto XVI, al inicio de la ceremonia oficiada en la Plaza de la Revolución José Martí, de La Habana, y a la que asistió el Presidente cubano Raúl Castro Ruz.

El Sumo Pontífice, quien viajó a la Isla para participar en el jubileo por los 400 años del hallazgo de la imagen de la Virgen de la Caridad del Cobre, reconoció con alegría que en Cuba se han ido dando pasos para que la Iglesia lleve a cabo su misión insoslayable de expresar pública y abiertamente su fe.

Resaltó la figura de Félix Varela, personalidad cimera de la historia cubana,como el primero que enseñó a pensar a su pueblo.

“El Padre Varela nos presenta el camino para una verdadera transformación social: formar hombres virtuosos para forjar una nación digna y libre”, afirmó el Sumo Pontífice.

Aseveró que Cuba y el mundo necesitan cambios, pero estos se darán si cada uno está en condiciones de preguntarse por la verdad y se decide a tomar el camino del amor, sembrando reconciliación y fraternidad.

Benedicto XVI se dirigió a miles de creyentes y no creyentes reunidos desde horas tempranas en la histórica Plaza de la Revolución José Martí para escuchar las palabras del Santo Padre, en la última jornada de su visita apostólica a la Isla.

El cardenal Jaime Ortega, Arzobispo de La Habana, agradeció al inicio de la ceremonia la presencia del Papa, segundo Pontífice en viajar a tierras cubanas, y reconoció los buenos deseos del jefe de la Santa Sede hacia el país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*