Domingo de elecciones en Cuba; la diferencia

Guantánamo de elecciones
Llegó el domingo, pero no uno cualquiera; es 21 de octubre, día de elecciones en Cuba por lo cual la jornada reviste una significación especial en la que Guantánamo también despierta diferente.

Atrás quedan días de intenso trabajar para asegurar la justeza y transparencia de este proceso que comezó con la nominación de candidatos a delegados de circunscripción en las diferentes demarcaciones, una mirada bastaría para afirmar asegurar que la gente confía más en su sistema electoral.

Nadie niega que la actual coyuntura económica internacional unida al impacto del injusto bloqueo impuesto por los sucesivos gobiernos de Estados Unidos al pueblo cubano ha hecho mella en la gestión de los hombres y mujeres que ejercieron durante el mandato anterior, sin embargo más de 400 de ellos resultaron ratificados.

Esta es la muestra de la comprensión de los electores del papel de sus representantes como el eslabón más cercano entre ellos y la solución de sus inquietudes con las autoridades estatales responsabilizadas.

Pudieron faltar los recursos, pero no la explicación oportuna, la respuesta prudente, a las cuestiones que preocupan al electorado.

No es demagogia, ni politiquería la que asiste a quienes resultaron reelegidos o nominados por vez primera como candidatos a delegados del barrio e integrantes de las Asambleas Municipales del Poder Popular en Guantánamo, es vocación de revolucionarios.

Esta vez se suman al ejercicio del poder del pueblo 1012 mujeres, cifra superior a la alcanzada en la provincia durante el proceso anterior y se logra más del 32 por ciento de jóvenes nominados.

La continuidad de la democracia que hoy defienden los cubanos está garantizada.

Este domingo es la primera vuelta de las elecciones a través del voto directo y secreto de los electores en los diferentes colegios.

De seguro serán elegidos los mejores y más capaces, los de mayor dedicación en la representación de su pueblo y el propio pueblo estará dando una vez más muestra de la confianza en su democracia cuando vote por el mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*